Páginas vistas en total

viernes, 22 de agosto de 2014

Si la pelotita entra.

La parte rojiblanca de la ciudad vive momentos de agitación debido a los últimos acontecimientos que se están produciendo en el seno de la entidad. El central argentino Fazio ha decidido de forma unilateral rescindir su contrato y cambiar de aire, dejando el sol de Sevilla por la lluvia casi constante de Londres. Como efecto secundario de esta marcha, hasta cierto punto esperada, se han incrementado por parte de un gran sector de la afición las críticas hacia la planificación deportiva.
 
Mi experiencia en el mundo del futbol me dice que cualquier plan no se puede considerar acertado o no hasta que se dé por concluida la temporada. Sirva como ejemplo la pasada, si M´Bia no coloca el balón dentro de la portería del Valencia estaríamos hablando de un año donde el equipo mejoró pero nunca de un gran proyecto deportivo por parte de Monchi. En cuanto a los fichajes, Marin fue el que más ilusionó a la parroquia sevillista al comienzo y con el paso de los partidos se convirtió en la máxima decepción, mientras otros muy criticados al conocerse su adquisición se convirtieron en los jugadores más determinantes durante el desarrollo de la temporada.
 
Con estos fundamentos expuestos anteriormente pienso que el rendimiento, teniendo en cuenta el balance del acierto o error de la secretaría técnica, no es conveniente realizarlo con anterioridad a los hechos sino a posteriori, comprobando si los logros obtenidos son acordes a los demandados por la entidad y dentro de este término englobo a todos los estamentos consejo de administración, integrantes de la plantilla y afición.
 
Desde mi punto de vista, estamos frente a una plantilla donde hay muchas incógnitas, futbolistas que se les presuponen un gran nivel pero que por un motivo u otro no lo han demostrado todavía. Unos por su juventud casos de Suárez y Deulofeu, otro por problemas, según la prensa, extradeportivos como Banega y el resto porque no sabemos cual será su respuesta frente a retos más importantes que no tenían en sus equipos de procedencia donde si cumplieron a la perfección. Si estos mimbres responden como se espera desde la entidad auguro un año bueno. Esta es la apuesta del club esperemos si los retos planteados por la sociedad se cumplen para después al final de año sacar las conclusiones para pedir explicaciones o felicitar a los involucrados en la construcción de la plantilla.
 
Hasta este punto concreto que nos encontramos a un día de comenzar la liga, personalmente me llama la atención y no me ha gustado por parte de los profesionales que dirigen la parcela deportiva que la contratación de piezas claves que eran fundamental para el conjunto como un mediocentro organizador, por ejemplo, no estuvieran para la Supercopa de Europa porque hemos tirado un título por mucho que quieran hacernos ver lo contrario. También me parece inaudito que no se refuerce la posición de portero y lateral derecho donde existen grandes deficiencias pero como la pelotita entró todos contentos y pusimos el grito en el cielo cuando se comento que Coke era traspasado al Marsella.
 
Permítanme una reflexión, con lo vendido en los dos últimos mercados veraniegos y la posible salida del central. Se han marchado o se pueden ir  jugadores del nivel de Palop en portería, Fazio y Moreno en defensa, Navas, Kondogbia, Medel, Rakitic y Perotti en la media y Negredo en ataque. Con todo este equipazo para una gran mayoría el Sevilla FC solo obtuvo una novena plaza en la clasificación en la temporada 2012-2013.
 
En conclusión si la pelotita entra, aunque sea en el descuento todo se da por bueno e incluso puedo asegurar que hasta titulares de prensas cambiaron en el descuento del 1 de mayo donde algunos periódicos tachaban la temporada de fracaso a medias y jugadores como Fazio, Rakitic y M´Bia no daban la talla en los partidos que decidían los títulos. Paciencia vaya aumentar el número de Chazarris en la ciudad y nos veamos en la obligación de abrir un blog con el título de "La fábrica de humo".