Páginas vistas en total

viernes, 8 de enero de 2016

Pedro Berruezo un recuerdo vivo en el Condado de Huelva..

Hace tres años lo recordaba en el periódico digital Number 1 Sport y ahora quiero dejar constancia en mi rinconcito. Recupero parte de aquel artículo para homenajear a un grande del Sevilla FC que no puede permanecer en el olvido.

Sirvan estas líneas como recuerdo póstumo al primer futbolista profesional español que murió en un terreno de juego. Ayer 7 de enero se cumplió cuarenta y tres años de la tragedia de Pasarón, Fue en Pontevedra donde nos dejó uno de los nuestros. Nació en Melilla y defendió la camiseta blanca con el mismo orgullo y las mismas ansia de triunfo que nuestro canterano Antonio Puerta, se da la circunstancia que ambos jugadores eran zurdo y desarrollaban su futbol por el flanco izquierdo del terreno de juego.
 
Nadie puede olvidar nuestra historia llena de episodios míticos en los cuales se enlazan momentos llenos de éxitos con otros más infortunados pero debemos tener claro que la unión de ambos han ayudados a forjar la leyenda de este equipo. Junto a los nombres de los dorsales de leyenda: Arza,  Busto, Campanal, Achucarro,Valero, Lora y Sanjosé no puede faltar el de Pedro Berruezo.
 
Gracias a los aficionados de La Palma del Condado en la Federación de Peñas Sevillistas  quedará para siempre constancia de este jugador que consiguió dejar una huella imborrable. Aun hoy después de más de dos décadas se siguen reuniendo en torno a una copa de vino de nuestra tierra y hablando de la figura  de este prometedor deportista que fue internacional en las categorías inferiores de la selección española y vio truncada su trayectoria por una muerte inesperada, dejando a su mujer embarazada de un niño que treinta y cinco años después volvió a pisar el estadio donde su padre jugó sus últimos minutos.
 
Pasadas cuatro décadas en este pueblo de casa blancas  sigue vivo el recuerdo del pelotero grande que pasó a la otra vida con el emblema de nuestra sociedad en su corazón y permanecerá para siempre en nuestra memoria. Por lo tanto, en el corazón de Huelva pasaran los años vendrán generaciones nuevas de sevillistas pero todos tendrán la suerte de conocer el apellido “Berruezo” que no puede ser borrado de las crónicas del Sevilla FC, puesto que, igual que Antonio Puerta ambos son mitos del sevillismo.